Facebook, que durante los últimos años ha estado buscando ganarse de nuevo la confianza de sus usuarios, además de tratar de atraer a los adolescentes a su red social, es nuevamente motivo de controversias. Un nuevo reporte asegura que la compañía ha estado pagando $20 dólares al mes a algunos usuarios, muchos de ellos adolescentes, para obtener acceso a sus datos sobre el uso de su teléfono e Internet. En otras palabras, ser espiados con consentimiento.

Como reporta TechCrunch, el programa de investigación denominado “Proyecto Atlas” buscaba a usuarios que estuvieran dispuestos a instalar una aplicación que le permitiera a Facebook acceder sin restricciones a sus teléfonos, ya sean iOS o Android. Por darles ese acceso, las personas recibirían una compensación de $20 dólares al mes, además de tener la oportunidad de ganar más dinero como tarifas de referencia. Esto fue confirmado por varias publicaciones en redes sociales.

El enfoque de la compañía está claramente centrado en sus usuarios más jóvenes. Según el informe, Facebook reclutó personas de 13 a 35 años de edad a través de servicios de pruebas beta como Applause, BetaBound y uTest.facebook proyecto atlas espia usuarios captureLa controversia no solo se suscita por la supuesta invasión de privacidad, aunque haya sido remunerada, sino por el tipo de anuncios que se presentaron para atraer a los usuarios. En el caso de uTest, el objetivo parece haber sido de alguna manera explicado, pues la empresa publicó anuncios para un “estudio de investigación de medios sociales pagado” en Instagram y Snapchat. Sin embargo, en el caso de Applause y Betabound, el nombre de Facebook o de sus otras plataformas sociales no fueron mencionados explícitamente al momento de inscribirse en estos estudios.

Si bien estas páginas revelan qué tipo de información se extraerá de los usuarios, la explicación es bastante extensa, y generalmente no es leída completamente antes de aceptar el trato. Debemos mencionar que, para los usuarios menores de edad, Applause requiere permiso de los padres, y Facebook sí se menciona en el acuerdo de consentimiento.

De todas formas, no se trata de un simple acceso básico. Según afirma Guardian Mobile Firewall, el tipo de datos a los que Facebook podría acceder incluyen mensajes privados y chats dentro de las aplicaciones, búsquedas en Internet, correos electrónicos, actividad de navegación web y la información de ubicación. Como parte del estudio, incluso se pidió a los usuarios que proporcionen capturas de pantalla de sus compras en Amazon. Sea o no que los usuarios se inscribieron voluntariamente, o si conocían la amplitud de los permisos que estaban otorgando, no hay duda que es demasiada información para una simple tarjeta de $20 dólares de pago.

Fuente

WhatsApp chat